Ricketts: Estado monitorea la capacidad hospitalaria, planificación de la dotación de personal

por Fred Knapp, reportero/productor, Noticias NET

El gobernador Pete Ricketts habla el miércoles (Foto de Fred Knapp, Noticias NET)

14 de octubre de 2020-14:24h 

El gobernador Pete Ricketts dijo el miércoles que el Estado está monitoreando un aumento en las hospitalizaciones por COVID-19 y está trabajando con los hospitales en planes para lidiar con la escasez de personal. 


Ricketts ha dicho constantemente que un objetivo al enfrentar la pandemia es asegurarse de no abrumar el sistema de atención médica del estado, para que las personas puedan tener camas de hospital, camas de cuidados intensivos y ventiladores si los necesitan. El miércoles, reconoció que más personas los necesitan. 

“Estamos viendo que el 26% de nuestras camas de hospital están disponibles. El 24% de nuestras camas de UCI están disponibles. Y el 76% de nuestros ventiladores están disponibles. Estamos viendo un aumento de las hospitalizaciones. Creo que anoche llegamos a 315. Seguimos monitoreando esa situación. El Dr. Anthone habla por teléfono todos los días con todos los diferentes sistemas hospitalarios y continuaremos monitoreando eso a medida que avancemos,” dijo Ricketts. El Dr. Gary Anthone es el director médico de Nebraska. 

Ricketts dijo que las hospitalizaciones por COVID-19 representan alrededor del 8% del total de hospitalizaciones en el estado. En los últimos días, los funcionarios de hospitales de Nebraska han dicho que, en lugar del espacio físico, la dotación de personal para atender a los pacientes podría ser un cuello de botella. Ricketts dijo que el Estado está trabajando con los hospitales para abordar ese problema. Pero dijo que no está listo para revelar ningún detalle. 

“Estamos viendo cómo podemos proporcionar recursos adicionales a esos hospitales, pero yo diría que estén atentos. No estamos preparados para hacer ese anuncio todavía,” dijo. 

Sobre un tema relacionado, el gobernador dijo que cree que el truco o trato de Halloween todavía se puede hacer, y los funcionarios de salud pública están trabajando en recomendaciones sobre cómo se puede hacer de manera segura.